En camino

En camino

jueves, 15 de mayo de 2014

¡Basta!


Escuchado en el autobús en los últimos días:

- "Antes las molían a palos pero no las mataban, el problema ahora es que terminan matándolas". Un mujer de unos sesenta años a un hombre de su misma edad.

- "Está claro que vienen aquí a robarnos el trabajo, nosotros íbamos pero con contrato. Hay que apoyar primero a los españoles y después a todos los demás". Dos señoras de en torno a cincuenta años.

- A propósito del asesinato de Isabel Carrasco: "Con lo mala que era (y yo coincidí con ella en política) normal que alguien terminara matándola" abuelita entrañable septuagenaria (política local de mi ciudad durante una década) a su compañera de asiento de no más de cuarenta.

Mi educación me impide meterme en conversaciones ajenas, conversaciones que escucho -sin pretenderlo- durante mis trayectos en el autobús que me lleva a diario a mi trabajo.... 

Mis entrañas se revuelven y pugnan por gritar y por decir ¡basta!, opto por cerrar los ojos y por elevar una plegaria...

¡Basta!, abran los ojos, abran el alma... y, por favor, ¡¡cierren la boca o, al menos, cuiden lo que sale por ella!!

Me planteo seriamente comprarle unos cascos a mi teléfono y quedarme a vivir dentro de ellos.

No hay comentarios: