En camino

En camino

martes, 19 de noviembre de 2013

#evangeliodehoy: Baja en seguida, tú, ¡sí!, tú



Jesús, al llegar a aquel sitio, levantó los ojos y dijo: 
«Zaqueo, baja en seguida, porque hoy tengo que alojarme en tu casa.»



Como tú, como yo
Tenía ya de todo, presumía de ser un señor;
de esos de vida moderna que usan coche, fax y contestador.
Una novia a la que hacía muy lindos regalos y una fama de play-boy.
Era un tipo como tantos, como tú, como yo.
Estudiaba una carrera de esas que se estudia mogollón; 
de las que se quedan fuera los que no disponen de un millón.
Luego un master en empresas sembrado de anfetas, 
y unos meses en New York... se estaba preparando como tú, como yo.
Era asiduo de los bares 
y de los lugares de buen rock.
Frecuentaba los ambientes 
donde el que más miente es más señor.
Y aunque todos le trataban de “Don”, era don pecador....
como tú, como yo.
Pero mira tú que un día, en lo alto, alguien se mosqueó;
que a ningún padre le gusta que sus hijos pierdan el timón.
Y queriendo echarle un cable, sin atosigarle, susurraba en su interior
que se estaba equivocando como tú, como yo.
Y así el pollo se dio cuenta y quiso dar la vuelta y ser mejor.
Y olvidar tanta carrera, tanta borrachera, tanto rock.
Y salir a los caminos, servir a los vecinos.
Vivir sin importarle lo que iban a pagarle.
Saberse diferente, luchar por otra gente, sentirse hijo de Dios.... 
como tú, como yo... 
como tú, como yo... 
Si un tipo así pudo cambiar,
imaginemos que podría pasar, 
si un día nosotros 
hiciésemos lo mismo... 

No hay comentarios: