En camino

En camino

domingo, 2 de junio de 2013

De mirar "para arriba" y abrazar abajo


Varias veces en este blog os he hablado de "mi angel", de Laura,  mi única sobrina, que ahora tiene 4 años, recuerdo las entradas "Ternura es" y "De ternura en besos furtivos" en las que compartía con vosotros algunas de sus perlas de ternura a raíz de la enfermedad y muerte de mi madre hace unos meses.
Releo los post y me encuentro "Laura sabe que su abuelita está en el cielo, (¡eso sí un día me preguntó que cómo podía yo estar estar segura de que Dios había puesto a la abuela y al abuelo en la misma estrella o en la misma nube!, glup )".
Ayer, charlando con mi cuñada, me comentó que en uno de sus ratitos íntimos con su hija antes de dormir y "sin venir a cuento", va la peque y le suelta: "¿Sabes mamá?, echo mucho de menos a uja, como ajo me ha dicho que está en el cielo yo miro muchas veces para arriba para ver si la veo."
Cuando me lo contó no pude evitar emocionarme y mirar a mi pequeña con ternura. Yo, que también miro muchas veces "para arriba" con el corazón encogido echando de menos a mis padres, me enternezco ante estas palabras de Laura y si nunca le he escatimado a la pequeña besos y abrazos (también regallinas) creo que, a partir de ahora, voy a "redoblarlos " para que abracen el doble. 

No hay comentarios: